El Citroën C5 Aircross apuesta por la modularidad y el confort para imponerse entre los SUV compactos

El Citroën C5 Aircross apuesta por la modularidad y el confort para imponerse entre los SUV compactos

Publicidad

El Citroën C5 Aircross se vende en China desde hace un año. Hoy, la marca de los chevrones desvela la versión europea del Citroën C5 Aircross. Se trata de una versión ligeramente actualizada de ese SUV que cuenta ahora con tres plazas traseras independientes. Y se estrena con cuatro motorizaciones a la espera de la variante híbrida enchufable.

Citroen C5 Aircross

El Citroën C5 Aircross sustituye en parte el C4 Aircross, un SUV compacto derivado del Mitsubishi ASX que no tuvo el éxito que deseaba PSA. El C5 Aircross es un modelo 100 % PSA. Comparte plataforma EMP2 con los Peugeot 3008 y 5008 y con el Opel Grandland X. Con respecto al Peugeot 3008, mide 5 cm más y alcanza una longitud de 4,50 metros. Es del tamaño de un Mazda CX-5 y apenas más grande que un Volkswagen Tiguan, pero es 14 cm más largo que un SEAT Ateca.

Citroen C5 Aircross

El C5 Aircross no sustituye únicamente el C4 Aircross (que mide 4.34 m), también intentará llenar el hueco que dejó el Citroën C5 en la gama del fabricante francés al mismo tiempo que procurará hacerse un hueco en el competitivo segmento de los SUV compactos. Para lograrlo, Citroën jugará una de sus bazas más tradicionales: el confort de marcha.

Confort y habitabilidad serán las bazas del Citroën C5 Aircross

Citroën C5 Aircross

El C5 Aircross dispondrá en serie de los amortiguadores con topes hidráulicos progresivos. Utilizados en competición por la marca (en WRC), estos amortiguadores otorgan una mejor absorción de los choques y de las irregularidades del firme. Los asientos Advance Confort que equipa el nuevo SUV de Citroën cuentan con una espuma adicional de 15 mm de espesor para ofrecer un mullido y un confort único.

El Citroën C5 Aircross cuenta con tres plazas individuales detrás. Y son además ajustables en longitud individualmente.

Además del confort, Citroën cuida la habitabilidad. A diferencia del C5 Aircross chino y de la gran mayoría de sus rivales, el C5 Aircross europeo cuenta con tres plazas traseras individuales. Las tres tienen la misma anchura y longitud y ofrecen una regulación individual en longitud (son deslizables sobre 15 cm). Así, el C5 Aircross sería uno de los pocos coches de su segmento en ser una auténtico 5 plazas y no un 4+1 como la mayoría de la producción.

Citroën C5 Aircross

Evidentemente, los respaldos de los asientos traseros son abatibles ofreciendo una superficie de carga totalmente plana. El maletero será uno de los más grandes del segmento -si no el más grande- con un volumen que varía de los 580 litros (con las tres plazas retrasadas al máximo) hasta los 720 litros si avanzamos las plazas posteriores 15 cm.

Un diseño muy Citroën

Citroen C5 Aircross

A pesar de compartir hasta 60 % de las piezas con el Peugeot 3008, este nuevo SUV es claramente un Citroën en términos de diseño. Todos los elementos del lenguaje estético de Citroën están aquí: faros en dos alturas, protecciones Airbumps en los bajos, chevrones que se convierten en un fina calandra o el pilar C en forma de... “C”.

A bordo, el salpicadero no tiene el mismo impacto visual que en el Peugeot 3008, pero no renuncia al aspecto tecnológico como lo demuestran el cuadro de instrumentos con pantalla digital de 12 pulgadas y el cargador para móvil por inducción, dos elementos que parecen ser hoy en día imprescindibles en un SUV. El navegador cuenta con vistas 3D y el sistema multimedia es compatible Android Auto y Apple CarPlay.

Citroen C5 Aircross

Cabe destacar que el C5 Aircross equipa un control de crucero adaptativo con función Stop&Go automática (ideal para los atascos) que junto con el sistema de mantenimiento en el carril conforman un sistema de conducción semiautónoma de nivel 2, el cual viene siendo bastante habitual en la industria.

Cuatro motores, mientras esperamos al híbrido enchufable

Citroen C5 Aircross

El Citroën C5 Aircross llegará a los mercados a finales de 2018 con cuatro motorizaciones. En gasolina podremos escoger entre el 3 cilindros 1.2 PureTech de 130 CV y el 4 cilindros 1.6 PureTech de 180 CV. En diésel, la oferta se centrará en el 1.5 BlueHDI de 130 CV y en el 2.0 BlueHDi de 180 CV.

Mientras llega el C5 Aircross híbrido enchufable de 230 CV, la gama se compondrá de dos motores gasolina y dos diésel

El cambio automático EAT8 de 8 relaciones será de serie con los PureTech y BlueHDI de 180 CV y en opción en el BlueHDi de 130 CV. No habrá versión de tracción integral, pero el sistema de motricidad reforzada Grip Control.

Citroen C5 Aircross

A finales de 2019, debería llegar al mercado el C5 Aircross híbrido enchufable de tracción delantera. Se habla de una potencia total de 230 CV y de una autonomía en modo eléctrico de 60 km.

Temas
Publicidad
Publicidad
Inicio

Ver más artículos

Inicio